Articulos: 0 un.
Total: 0,00 €

comprar

Categorías

 

 

Buscador



 

 

Buscador por marcas


 

SISTEMAS DE DESINFECCION (TOMO II)



INTRODUCCIÓN:

SISTEMAS DE DESINFECCIÓN I:

¿Qué son los sistemas de desinfección?
Un sistema de desinfección es un método de esterilización que controla la densidad de microbios en el agua mediante aniquilación de estos. El agua tratada por estos sistemas se libera de estas pequeñas formas de vida, evitando que estas parasiten en los pobladores de un acuario o se extiendan formando plagas indeseadas.
“Ichthyophthirius multifiliis” alojado en la piel de un pez.

¿Para qué sirven?
La vida se desarrolla de una manera muy especial dentro de un acuario. Dada su naturaleza cerrada y su relativamente alta densidad de población, los procesos biológicos en general y los micro-biológicos en particular evolucionan con gran profusión. Además de este inevitable hacinamiento, los pobladores que adquirimos para nuestro acuario nos llegan de una gran variedad de países, pudiendo proceder tanto de criaderos industriales como de sus biotopos naturales. Gérmenes patógenos de medio mundo son introducidos irremediablemente en el sistema, además de los que crecerán de forma espontánea como resultado de los procesos metabólicos propios del acuario. De todos los microbios que prosperan en un acuario, unos son necesarios como las bacterias nitrificantes que degradan el amoníaco, otros son inocuos como algunos estreptococos, y otros son potencialmente peligrosos como ciertas esporas de hongos, protozoos, y demás especies, que en ciertas fases de su ciclo vital hospedan en los peces e invertebrados, pudiendo parasitarios. Cuando las defensas de los pobladores no son lo suficientemente fuertes o sencillamente no están preparadas para defenderse de la proliferación de ciertos parásitos en su organismo, aparecen las temidas enfermedades y los contagios. Además, no solo los peces e invertebrados pueden sufrir enfermedades. También el equilibrio de nuestro sistema puede sufrir “enfermedades” que suelen revelase en forma de plagas de diferentes tipos de algas, extinción de ciertas formas de vida o proliferación excesiva de otras.

Todos los aficionados a la acuariofilia hemos visto con preocupación a uno o varios peces de nuestros acuario afectados por alguna enfermedad. Prevenir las enfermedades en un acuario es un tema extenso. Independientemente de lo propensos que sean a contraer enfermedades, debemos fortalecer las defensas naturales de nuestros peces e invertebrados a través de una alimentación correcta, unos parámetros químicos adecuados, un mantenimiento y limpieza periódicos y un equipamiento adecuado al tipo y cantidad de biomasa. Observar todos estos aspectos facilita mucho las cosas a la hora de mantener un acuario sano. Claro que, no hay dos acuarios ni peces iguales, y por mucho que nos esforcemos siempre se escapan a nuestro control ciertos agentes patógenos y focos de suciedad que mas tarde o más temprano complicarán la vida de nuestro pequeño sistema. Aquí es donde entra en juego la necesidad de un sistema de desinfección que reduzca al mínimo las posibilidades de proliferación de agentes nocivos para nuestro acuario, teniendo en cuenta el riesgo de contracción y contagio masivo de una o varias enfermedades, cuanto más valoremos a nuestras especies, más práctico y necesario es un sistema de desinfección.


EL ORIGEN:

La desinfección del agua en sistemas acuariológicos es relativamente moderna, ya que desde su descubrimiento en los años 50’, comenzó a ser utilizada por la industria de tratamiento del agua, siendo adoptada más tarde en sus investigaciones por los acuicultores más avanzados, que comenzaron a comprender su gran beneficio y utilidad. Varios equipos de biólogos marinos e ingenierías especializadas de empresas privadas de todo el mundo, llevaron a cabo largos y costosos estudios científicos, con el fin de rentabilizar su producción y asegurar la salubridad para la cría y reproducción de especies de agua dulce y salada. Más tarde, los acuarios públicos europeos más modernos (como el de Nancy en Francia) decidieron adoptar estos aparatos en sus sistemas, con resultados sorprendentes. La aceptación de este tipo de equipos en acuariofila vino pues, de las experiencias llevadas a cabo en los acuarios públicos europeos que como casi siempre, adoptan tecnologías provenientes de la acuicultura e industria del tratamiento de agua. Su uso experimentó un gran avance desde los años 80’ cuando la industria alemana comenzó a fabricar las primeras unidades destinadas a uso acuarístico doméstico. Hoy en día, los aparatos de desinfección para acauriofilia gozan de una inserción unánime en el mercado, siendo además el principal y más avanzado usuario de este tipo de equipamiento el sector de la acuicultura, donde es considerado como parte fundamental de sus sistemas.
Todos los acuarios públicos importantes en el mundo como el de Orlando, en U.S.A. el de Osaka en Japón, así como los acuarios más modernos y mejor equipados de España y Europa, como el Aquarium de Barcelona, Berlín o Lisboa, cuentan también, con estos sistemas.




TÉCNICAS DE DESINFECCIÓN:

Partimos de la base de que la desinfección es un método preventivo de desequilibrios tanto en el sistema como en nuestros peces e invertebrados. Ya sabemos que la estrategia es controlar la densidad de población de microbios en el agua. Para ello, disponemos de tres sistemas que en muchas ocasiones son combinados entre sí. A continuación veremos cada una de ellas con el objetivo de poder dominar esta técnica.
El método de la profilaxis con medicamento.
El primero y más sencillo antiguo de todos es la adición de una dosis profiláctica de un medicamento concreto. Con ello se consigue el control de cierto espectro de agentes patógenos en función de la sustancia y dosis empleada. El formol, Sulfato de cobre, Permanganato potasico, y un sinfín de sustancias son empleadas a conveniencia, y en determinados sistemas de forma permanente. Hoy día todavía es usado sobre todo por profesionales con grandes almacenes distribuidores de peces y grandes sistemas para comercios con corta permanencia. Este método esta pensado principalmente para la protección de los peces y nunca pensando en un sistema equilibrado y establecido de acuario. En acuarios ya establecidos es empleado como una prevención temporal en caso de que exista un riesgo o indicio de enfermedad. ¿Por que? Existen pocas sustancias desinfectantes que resulten realmente efectivas y que a la vez no desequilibren el sistema. Normalmente consumen gran cantidad de oxigeno, afectan el lecho biológico del acuario favoreciendo la aparición de amoniaco y no son compatibles con la filtración química. Además, algunos de estos medicamentos se degradan con la luz del acuario y son nocivos para la mayoría de plantas e invertebrados, con lo cual ya veis que presenta serios inconvenientes a su uso continuado. Debemos añadir que ciertos expertos están en contra de este sistema ya que ciertos microbios en permanente contacto con estas sustancias son capaces de mutar, desarrollando resistencia a su toxicidad y neutralizando así el efecto del medicamento. No debemos emplear este método ni siquiera de forma temporal sin el asesoramiento de un profesional familiarizado con su uso, ya que la sustancia y su dosis dependen de las especies que tengamos en el acuario, de los síntomas que estas presentan y de la naturaleza química del agua del sistema.
Los otros dos métodos si son de carácter permanente. Se trata de la desinfección por generador de radiación ultravioleta (U.V) y de la desinfección por gas ozono. Estos dos sistemas son los mas extendidos y en el próximo número podremos tratarlos en profundidad.














       Aberiak S.L. CIF- B48430656  |  Ollaretxe nº 35 - 48991 Getxo (Vizcaya)  |  Tel 944 300 345  |  Urgencias 615 746 155  |  Mail info@acuarioaberiak.com